Judiciales y Policiales
Horror en la iglesia

Un líder religioso fue condenado a 25 años de prisión por abusar sexualmente a siete menores de edad

La investigación penal que llevó a cabo el MPA comenzó en abril de 2018 a raíz de la denuncia que hizo el padre de dos hermanas que fueron víctimas.

El líder de la congregación religiosa Pueblo de Dios, Antonio Aguirre, fue condenado a 25 años de prisión por abusar sexualmente de siete víctimas que, al momento de sufrir los ataques, eran menores de edad.

La sentencia fue impuesta por unanimidad por un tribunal integrado por los jueces Pablo Busaniche (presidente), Sergio Carraro y Pablo Ruiz Staiger en un juicio oral que finalizó esta mañana en los tribunales de la ciudad de Santa Fe.

La investigación que permitió llegar a la condena fue realizada por la Unidad Fiscal Especial de Violencia de Género, Familiar y Sexual (GEFAS) del MPA.

Calificaciones penales

En la lectura del veredicto, el tribunal informó que dará los fundamentos de su sentencia por escrito en el plazo que impone la ley para hacerlo. Por lo tanto, si bien aún no se conocen detalles, los magistrados condenaron a Aguirre por los mismos hechos y calificaciones penales que había solicitado la Fiscalía en sus alegatos.

En tal sentido, el tribunal dispuso que la sentencia al líder religioso sea por la autoría de dos hechos de abuso sexual con acceso carnal calificado, tres hechos de abuso sexual gravemente ultrajante calificado y dos hechos de abuso sexual simple reiterado y agravado (por ser ministro de Culto). Además, por los ilícitos cometidos en perjuicio de cuatro de las siete víctimas, fue condenado como autor de promoción a la corrupción de menores agravada (en dos casos por amenazas, en otro por abuso de autoridad y en el restante por violencia).

En cuanto al monto de la pena, el MPA había solicitado 40 años de prisión. Por ello, la Fiscalía aguardará los fundamentos de la sentencia para analizar los pasos a seguir.

Los hechos

En sus alegatos, la Fiscalía sostuvo que “los abusos investigados fueron cometidos en reiteradas oportunidades entre 2015 y 2017 en perjuicio de siete niñas y adolescentes, todas menores de edad al momento de sufrir las agresiones sexuales”. En tal sentido, se indicó que “las víctimas eran agredidas cuando se quedaban a dormir en la sede de la congregación religiosa ubicada en la avenida Gorriti al 4600, y también al momento de ser trasladadas por el acusado en un vehículo particular”.

La Fiscalía dijo también que “el hombre investigado cometía los ilícitos a pesar de la resistencia de las menores” y agregó que “en algunos casos utilizó violencia para neutralizar a las niñas, en otros lo hizo abusando de su autoridad religiosa y en otros las amenazó con suspenderlas en la práctica religiosa si no aceptaban ser abusadas”.

Detención

La investigación penal que llevó a cabo el MPA comenzó en abril de 2018 a raíz de la denuncia que hizo el padre de dos hermanas que fueron víctimas. Para esa fecha, el ex líder religioso se había ido de la ciudad de Santa Fe. Sin embargo, la Fiscalía libró la correspondiente orden de detención, y el acusado fue detenido en la ciudad de Puerto Iguazú, Misiones, el domingo 27 de octubre de 2019.

Lectores: 99

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: